Journey

Dans la nuit, again

Es que hay algo que más odias que el que alguien te detenga en tu búsqueda de la verdad? Acaso no se dan cuenta los demás que una mentira solamente atrasa mi viaje? Claro, como siempre, uno es un idiota y tiene que tragar saliva y simular una sonrisa para asegurar al mundo que todo va bien, que uno se creyó semejante patraña. No. Odio fingir así, no queda ya en mi rostro ninguna máscara, ninguna, y sin embargo asisto a un carnaval en que cada quien se muestra tal y como quiere ser visto, no tal y como es. Odio eso.

Orgullo, me trago mi orgullo, pero no desaparece el dejo amargo que queda ante el saber esto. Como dijo Nietzsche citando a alguien probablemente, no me duele el que me hayas mentido, sino el que ya no podré creerte en lo sucesivo. Me mientes, y sabes que no te creeré nunca más, por más que me digas que es una mentira sin querer, que lo hiciste porque no querías involucrarme. Adivina qué, a veces es demasiado tarde para dar vuelta atrás, ya antes he pasado páginas que aun estaban llenas de renglones vacíos, con suficiente espacio para escribir un millón de historias felices que nunca más llegarán a ser escritas, porque no estaré yo para escribirlas, ni tú para vivirlas.

And above all this, "don’t forget that I belong to solitude, that I must not need anyone, that all my strength is born from this detachment"

C’est à dire: Je ne t’ai besoin.

Comentar

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s